^Volver arriba


2016 puede parecer un año más en el calendario pero, para los viciados de los videojuegos como yo, esta es en realidad una fecha muy especial ya que, concretamente en el mes de octubre, se cumplirán veinte años de la aparición de un auténtico símbolo de este pequeño mundo del píxel: Lara Croft o, lo que es lo mismo, Tomb Raider.

Me gustaría, por tanto, agasajar a la señorita Croft con un especial de mi máquina del tiempo en el cual he recopilado la información que he podido para, así, recordar un poco lo que ha supuesto la aparición de la británica heroína en el mundo del videojuego y comentar todo lo que ha cambiado gracias a ella. Y espero que vosotros me acompañéis también en este homenaje.

¡Feliz aniversario, Lara!


¿Cómo empezó todo?
Allá por los años noventa, en sus inicios concretamente, a un mozalbete británico llamado Toby Gard se le ocurrió la brillante y egregia idea de crear un videojuego de aventuras basado en un personaje que fuese parecido a Indiana Jones y que usase escenarios en 3D, técnica visual que, aunque aún estaba en pañales, este zagal pensó que podría funcionar bien. Por desgracia, en Core-Desing (la compañía en donde trabajaba nuestro intrépido diseñador) creyeron que un personaje tipo Indiana Jones podría parecerse demasiado a Indiana Jones (algo que, naturalmente, es un absurdo) y rechazaron inmediatamente el proyecto.

Pero nuestro despechado amigo, lejos de abrazar el desánimo, decidió entonces elucubrar una imaginativa solución para resolver el problema de las semejanzas y pensó que transformar a Indiana Jones en mujer sería, sin duda, una virtuosa ruta para sortear este escollo.

Os preguntaréis cómo alcanzó semejante y sensacional planteamiento. Pues porque pensó que una silueta femenina funcionaría mejor en lo que a diseño se refiere (excusas) y porque hábilmente se percató de que sus libertinos compañeros de trabajo preferían jugar con los personajes femeninos en el poligonal y conocido juego de lucha Virtua Fighter.

En Core-Design estuvieron a sólo a un paso de enviar al joven Toby a supervisar mojones pero, entonces, repararon en que un personaje femenino podría tener mucho éxito entre la enorme y libidinosa comunidad manceba de jugadores y, finalmente, la propuesta fue aprobada.

Percatarse de que a los hombres nos gusta ver mujeres es, sin duda, un titánico ejercicio de razonamiento y demuestra un nivel visionario desmedido e incuestionable. No queda sino dar las gracias a los directivos de Core-Desing por brindarnos aquellos momentos de iluminación.

Toby Gard 1

Diseñando a Lara
Embriagado por la emoción del cometido que debía atender, Toby se puso mano a la obra con la zurda -pues aquesta le quedaba libre en ese momento- y comenzó a perpetrar varios diseños de la heroína.

Se dice que sus primeros bocetos se basaron -aparte de en una evidente pájara mental, como ahora descubriremos- en la cantante Neneh Cherry y en la protagonista del cómic Tank Girl, pasando por una simpática culturista o una emotiva militante nazi.

Tras muchos cambios y posiblemente algún tipo de impacto realizado con la palma de una mano sobre su rostro, Toby llegó a la conclusión de que la flamante protagonista de su videojuego debería ser una vigorosa dama sudamericana cuya característica principal fuese su larga trenza de morenos cabellos. Invadido de nuevo por la emoción, se rumorea que nuestro querido diseñador pudo cometer un ligero error de cálculo pues, usando de nuevo su mano libre, aumentó "accidentalmente" el busto de la moza hasta el nada despreciable porcentaje del 150%. Y fue así, querido lector, como hizo su aparición en escena la señorita Laura Cruz.

Sin embargo, los directivos de Core-Design decidieron que era conveniente palparnos un poco las protuberancias escrotales y, aunque se les antojó correcto y apropiado mantener el error pectoral de Laura,  afirmaron que su nombre sería harto complicado de pronunciar en el primoroso idioma anglosajón norteamericano, de modo que optaron por recurrir a la obra cumbre de su literatura, la guía telefónica, y rebautizaron a la damisela como Lara Croft y, ya de paso, modificaron toda su biografía para convertirla en un consentido miembro de la alta nobleza británica.

tank girl

Símbolo de una generación
Dejando ya a un lado las chanzas históricas (ruego las disculpéis y espero no os hayan molestado, pero tenía que amenizar un poco el ladrillo) en 1995, el erudito presidente de Eidos Interactive Ian Livingstone (escritor y amante de los videojuegos) se interesó fervientemente por el proyecto y se involucró totalmente con él, comprando los derechos, invirtiendo dinero para su desarrollo y supervisándolo en todo momento. Se puede decir que su intervención fue crucial e indispensable para que el juego se llevase a buen puerto.

Y de ese modo, lleno de cariño y atenciones, el día 25 de octubre del año de Nuestro Señor de 1996 hace su aparición en la videoconsola Sega Saturn el hoy ya considerado como uno de los auténticos mitos de los videojuegos, lanzándose posteriormente en PC y Playstation a mediados del mes siguiente.
Había nacido la leyenda de Tomb Raider.

No en vano se convirtió en el auténtico icono de la generación de los 32 bits. Creo recordar que fue sobre el mes de junio de ese mismo año cuando hizo su aparición Quake en PC, el gran pionero en mostrarnos un entorno totalmente diseñado en 3D. Si éste fue el padre de esta técnica, podríamos decir que la madre fue la señorita Croft, pues lo popularizó de forma indiscutible entre todos los usuarios ya fuesen de ordenador o consola. De hecho, fue tal el impacto de Tomb Raider entre los consumidores que rápidamente se transformo, fuese en la plataforma que fuese, en el orgulloso emblema de aquella generación de aparatos. Aunque, si queremos ser fieles a la realidad, lo cierto es que su auténtico boom se produjo tras la aparición de su segunda parte en 1997.
tom braider psx
A partir de aquí algunos recordaréis (y otros os lo podréis imaginar) lo que pasó. En el transcurso de los siguientes quince años aparecieron siete títulos más (independientemente de la calidad de alguno de ellos), la remasterización del Tomb Raider original, una nueva versión usando la vista isométrica (Guardian of Light), varios libros, un cómic, dos películas algo sosillas protagonizadas por Angelina Jolie y un sin fin de atractivas modelos que encarnaron a Lara en carne y hueso, cada una de ellas siendo sustituida prácticamente al año siguiente por otra debido a su animosa predisposición a posar ligeras de ropa o, directamente, sin ella.

¿Y por qué todo este éxito? Pues, aparte de por una protagonista -evidentemente- muy carismática, por todo un universo personal de la misma excelentemente construido (gracias, Toby, por tu destreza con la zurda), por utilizar un novedoso entorno visual en el momento adecuado, por mezclar -de forma soberbia- varios géneros como la aventura, la acción y las plataformas añadiendo, además, puzzles maravillosos que nos mantenían horas y horas pegados a nuestras pantallas maldiciendo nuestras habilidades intelectuales y/o motoras. Sencillamente, por dar un paso adelante en lo que a videojuegos se refiere.

Por desgracia, todos tenemos un pasado e incluso la saga Tomb Raider lo tiene. Hace un momento ponía en duda la calidad de alguno de sus juegos, y es que no podemos cerrar esta etapa de Lara Croft sin hablar del que, para muchos, fue el gran borrón en la saga. Me refiero a El ángel de la oscuridad, un título con ideas interesantes pero pésimamente desarrolladas, repleto de bugs, con unos controles espantosos y en donde había ocasiones en las que parecía que estabas jugando más a una aventura gráfica que a un Tomb Raider. Esto casi destroza la franquicia. Al parecer, se había escrito un guión para crear una trilogía pero hubo que cancelar las continuaciones debido al estrepitoso fracaso de esta primera parte. Por suerte para nosotros, Lara fue mucho más fuerte que todo eso y se sobrepuso al descalabro.
evolucion lara

El renacimiento de Tomb Raider
Mientras el público masculino se deleitaba con las mareantes curvas de Lara, el femenino lo hacía con una mujer contemporánea, fuerte e independiente que controlaba como le daba la gana al sexo opuesto, apartándose totalmente de ese estúpido estereotipo de chica-florero a la que hay que salvar o que, simplemente, es comparsa del protagonista. Y aunque no fue el primer juego que lo hizo (¿os acordáis, por ejemplo, de Metroid y de su mítico final?) sí es cierto que Tomb Raider dio importantes pasos en la lucha por la igualdad de géneros dentro del mundo del videojuego.

Pero a pesar del innegable éxito entre jugadores de ambos sexos y, aunque a simple vista pudiera parecer que Tomb Raider gozaba de excelente salud, lo cierto es que la franquicia empezaba a mostrar ya ciertos síntomas de cansancio que se hicieron bastante patentes con la aparición de Lara Croft and the Guardian of Light, un título que precisamente se ideó para insuflar un soplo de aire fresco en las aventuras de la intrépida arqueóloga pero que lo único que consiguió fue demostrar que Lara había perdido fuelle y que aquel estilo isométrico no le sentaba demasiado bien. Necesitábamos otra vuelta de tuerca más.

En año 2013 aparece el llamado reboot o, sencillamente, Tomb Raider 2013. Con él se busca reiniciar la franquicia y, sin desviarse de la idea original, nos muestra unas mecánicas de juego muy mejoradas, nuevas armas, un mundo más explorable y a una magnífica Lara en sus inicios, mucho más humana y real tanto física como emocionalmente. Lady Croft había vuelto y lo había hecho a lo grande, mejor adaptada a lo que los videojuegos demandan hoy en día.

Al año siguiente apareció Lara Corft and the Temple of Osiris, una nueva aventura isométrica que seguía la estela de Guardian of Light y que, podríamos decir, fue un sonado fracaso. Aparte de numerosos bugs y una jugabilidad cuestionable, el juego sólo vino a confirmar que esa Lara ya no vendía y que lo que el usuario demandaba era ese Tomb Raider con una heroína creíble y verídica en un mundo más abierto.

Lara reboot 2015

Finalmente, en 2015, se lanza Rise of the Tomb Raider -la continuación del exitoso título de 2013- en las consolas de Microsoft (Xbox One y Xbox 360) y para cuando leáis esto ya lo habrá hecho también PC y sólo restará hacerlo en Playstation 4. A falta de su aparición en esta última plataforma, el juego ha sido todo un éxito. Se han mejorado las nuevas bases y mecánicas establecidas con el reboot, se ha mejorado también el mapa, su exploración y la interacción con el entorno y, por si fuera poco, se han recuperado grandes iconos del Tomb Raider original.

Definitivamente, Lara Corft quiere volver a ser ese símbolo de los videojuegos que nos enamoró a finales del siglo pasado y va camino de conseguirlo. Parece que la arqueóloga más famosa del mundo, al igual que el buen vino, mejora con los años.


Datos personales de Lara Croft

Nombre Completo: Lara Croft DeMornay
Padres: Lord Richard Croft y Amelia DeMornay
Fecha de nacimiento: 14 de febrero de 1968 (14 de febrero de 1992 en el reboot)
Lugar de nacimiento: Hospital Parkside, Wimbledon (Londres)
Hermanos/as: Ninguno/a
Nacionalidad: Británica
Título: Condesa de Abingdon
Residencia actual: Croft Manor, Surrey (Inglaterra)
Estado civil: ¡Soltera!
Signo zodiacal: Acuario
Grupo sanguíneo: AB negativo
Raza: Caucásica
Color de pelo: Castaño
Color de ojos: Miel
Altura: 178 centrímeros (167 centímetros en el reboot)
Peso: Alrededor de 60 kg (unos 55 kg en el reboot)
Ocupación: Escritora, fotógrafa y periodista.
Aficiones: Arqueología, deportes, viajar.



Curiosidades sobre Tomb Raider

Icono Lara Croft 1
Toby Gard acabó renunciando del proyecto y de Core-Desing porque le pareció que Lara se había vuelto demasiado sexy, alejándose de la aventurera original que ideó inicialmente. Le pidieron volver tras el fiasco de El ángel de la oscuridad y él, amablemente (zurda incluída), lo hizo.
Icono Lara Croft 1
El equipo original de Tomb Raider estaba compuesto por tan sólo seis personas. Hoy lo componen más de sesenta.
Icono Lara Croft 1
A pesar de la evidente sensualidad de Lara, ella jamás ha aparecido desnuda en ninguno de sus videojuegos. ¡Los parches nudistas no cuentan, pervertidos!
Icono Lara Croft 1
Muchos jugadores asocian el Tomb Raider como juego exclusivo de la primera Playstation -aunque no lo fue- debido al enorme éxito que tuvo en ella. Pero, ¿sabíais que inicialmente Sony no quiso tenerlo en su plataforma?
Icono Lara Croft 1
En el Tomb Raider original Lara no mataba a más de diez personas. En el reboot de 2013 tuvimos que matar a ¡cien veces más!
Icono Lara Croft 1
Los cinco primeros Tomb Raider contaban con el ya famoso "bug de la esquina" por el cual conseguíamos que Lara alcanzase zonas de otra forma inaccesibles.
Icono Lara Croft 1
Camila Luddington, la actriz que aporta actualmente sus movimientos y su voz a Lara Croft, se ha declarado fan de Tomb Raider desde los trece años.
Icono Lara Croft 1
Lara sólo le teme a una cosa en esta vida: los perros de raza doberman. Esto es debido a un trauma infantil ya que su tía Corgi tuvo uno de estos canes que mordió a nuestra arqueóloga en repetidas ocasiones.
Icono Lara Croft 1
Lara croft tiene el honor de aparecer en el Libro Guinnes de los Récords como "la heroína humana más exitosa en la historia de los videojuegos".

 

 

El escaparate

Escaparate Winter

Compra más barato en IG