^Volver arriba


Supongo que si habéis visto mi texto sobre The Longest Journey ya algo os olíais. Tenía que proporcionaros información sobre el juego original para poder situaros con este. Como además el juego ya ha sido prácticamente acabado, se ha anunciado recientemente su salida para consolas con una versión mejorada y cuenta también con la magnífica- traducción completa al español del Clan Dlan (el juego está en inglés, de modo que la necesitaréis si no entendéis muy bien el idioma de Shakespeare) pues me ha parecido que era el momento idóneo para daros mis impresiones sobre Dreamfall Chapters, el título que -de momento- cierra la aventura que comenzase allá por 1999.

No tengo muy claro si algún día os hablaré sobre la segunda parte, Dreamfall, pues continuaba sin necesidad una aventura que funcionaba bien por sí sola y la enredaba con una historia floja y unos personajes bastante sosos y estereotipados para mi gusto. Además, uno de los grandes problemas es que era inevitable comparar a Zöe Castillo -la protagonista de dicha entrega- con April Ryan y claro, eso son palabras maroyes. Yo lo siento mucho pero, bajo mi humilde opinión, Zöe no llega ni por aosomo a la altura de la señorita Ryan. Mis mayores recuerdos del juego es que básicamente me pasé toda la aventura queriendo ver a April mientras que todo lo demás sólo me parecía innecesarias vueltas de tuerca.

Bueno, supongo que al final logró engancharme lo suficiente como para querer saber cómo acababa todo aquello. De modo que en cuanto todos los capítulos estuvieron terminados (sí, el Dreamfall Chapters un juego episódico, tan de moda ahora) y también estuvo a punto la traducción al español (os recuerdo de nuevo que podéis descargarla de la web del Clan Dlan) me decidí a comprarlo en la rebajas de Navidad de Steam.

Antes de nada, debo decir en defensa del mencionado sistema episódico que el juego completo es bastante largo. A mí me ha durado en total unas veintiocho horas. Al estar dividido en cinco capítulos, podríamos decir que cada uno puede durar unas cinco horas más los interludios que hay al final de cada uno.
No obstante, corregidme si me equivoco pero creo que, al estar terminado, ya solo se vende el juego completo. Al menos tanto en Steam como en Humble Bundle unicamente lo he visto de esta forma. Pero me ha parecido interesante comentar lo de la duración y la distribución por si algunos teníais dudas sobre este aspecto.
Dreamfall Chapters 5
Pero entremos ya en materia y comenzaré haciéndolo hablando de su historia.
Aquí podría decirse que tengo sentimientos encontrados. Creo que, realmente, no me ha parecido nada del otro mundo. Es continuista con respecto a Dreamfall y en algunos momentos se me ha hecho incluso algo pesada, sobre todo cuando debemos controlar a Kian Alvane, el coprotagonista de nuestra aventura quien, por cierto, tiene el carisma de una menestra de verduras; si te la ponen más o menos te la comes pero si no, pues tampoco la echarías de menos. La verdad, su historia se sostiene más por los personajes secundarios que lo rodean -algunos bastante carismáticos- antes que por este tipo en sí.

Y aunque Zöe Castillo sigue en su línea, con ese gracejo natural que la caracteriza (o, mejor dicho, con la total y absoluta falta de éste) mientras busca continuamente el sentido de su vida, lo cierto es que su historia sí que se me ha hecho más llevadera. No sabría explicaros el por qué pero supongo que, a pesar de todo, lo relacionado con a este personaje me llamaba más la atención.

Lo que pasa es que el juego te logra atrapar por pequeños detalles que te animan a continuar y a finalizar la historia. Por un lado contamos con el acierto -al menos para mi gusto- de que se incluya en esta entrega la característica por la cual nuestras decisiones tendrán consecuencias a largo plazo. Aunque ésto no afectará al resultado final sí que tendrá repercusiones sobre los personajes que nos rodean, haciendo incluso que, a veces, nos cuestionemos si estamos jugando a Dreamfall o a Juego de tronos.

Por otro lado tendremos una carga emocional muy grande en algunos momentos debido al "fan service" que nos brindará el juego en varias ocasiones, sobre todo aquellos relacionados con el The Longest Journey original. Además, hay que incluir en este apartado los acertados interludios y la historia de Saga que, si bien al principio no sabremos muy bien qué pinta esa chica en todo esto (aunque seguro que si sois seguidores de los juegos su casa os sonará nada más verla), poco a poco iremos dándonos cuenta de qué va el asunto, llegando incluso a proporcionarnos una sensacional escena final que, sinceramente, creo que es lo mejor de la historia y lo que lo hace que todo parezca mucho mejor de lo que en realidad es. Pero ya os aviso que sólo la entenderéis si habéis jugado a The Longest Journey.
Dreamfall Chapters 3Pasemos ahora al apartado gráfico y artístico, el cual también me ha dejado sensaciones encontradas pues, aunque hablamos de un juego indie que se ha financiado gracias a Kickstarter y los usuarios, es inevitable tener la sensación de que se podrían haber hecho mejor algunas cosas.
Naturalmente, no puedo juzgarlo como si fuese un AAA en donde trabajan decenas de personas. Sin embargo, tiene pequeñas cosas que, sin ser realmente molestas, sí es cierto que a veces te sacan un poco del juego. Pero vayamos por partes, como dijo Jack el Destripador.

Lo que es la idea general y la ambientación en sí me parecen muy correctas. El juego tiene un estilo que mezcla realidad con fantasía y desenfado de forma bastante acertada, lo que lo hace realmente agradable visualmente y hará que en este apartado el juego perdure mucho más en el tiempo, al contrario de lo que ha ocurrido con sus predecesores.
Sin embargo, cuenta con el inconveniente de tener animaciones excesivamente básicas en algunos momentos, lo cual puede chirriar bastante, sobre todo en los momentos en que se pretende que haya más tensión o carga emocional.

También veremos que los peinados de algunos personajes son demasiado rígidos o, directamente, desentonan gráficamente con lo que es el conjunto general del juego. Insisto, por favor, hablamos de un indie y no quiero que mis palabras os desanimen u os den una idea equivocada de lo que me ha parecido el producto. Los gráficos no lo son todo y lo sabemos. Lo que pasa es que, como os he comentado antes, hay mucha carga emocional acompañada de muchos primeros planos y, claro, estos fallitos se hacen demasiado visibles.

Otro problema que he observado es cierta falta de optimización en algunos lugares. En la ciudad de Marcuria, por ejemplo, he sufrido importantes bajadas de frames. Un título que con los requisitos tan bajos que pide debería poder jugarse perfectamente a una resolución 4K con una tarjeta gráfica Nvidia GTX 1070 he tenido que bajarlo hasta los 1440p porque más allá de eso empieza a pegar tirones importantes. De hecho, incluso a esa resolución no es extraño encontrarse alguna pérdida esporádica de FPS. Aún con todo, el juego es bonito a cualquier resolución y con cualquier calidad gráfica.
Dreamfall Chapters 2
No he observado fallos en su jugabilidad salvo, tal vez, que todo lo que es el interfaz y subtítulos se me antojan demasiado pequeños, al menos bajo la resolución a la que he jugado. Pero todo ha funcionado como debería hacerlo; los controles son muy intuitivos y siempre me han respondido de maravilla, no he sufrido bugs o glitches y en referencia a los puzzles y su dificultad me han parecido muy lógicos. Tal vez algo sencillos pero en ningún caso incoherentes.
Por norma general todo cuanto necesitemos para resolver determinadas situaciones lo encontraremos en la zona, cerca de donde estemos. Vamos, que no tendremos que irnos muy lejos en busca de soluciones.
Puede que en este aspecto pierda un poco la esencia de lo que eran las aventuras gráficas clásicas pero lo compensa muy bien con esa toma de decisiones de la que antes os he hablado y con algún que otro buen giro argumental. Podría decirse que todo está diseñado para que se pueda avanzar en la historia de forma más o menos fluida.


Para acabar de contaros mis impresiones sólo me queda comentar el apartado sonoro, el cual me ha parecido correcto pero poco más, tanto en lo que a sonido general se refiere como a la banda sonora en particular. Ésta nunca ha llegado realmente a motivarme, emocionarme o he sentido que con ella se mejore algo.

Lo que naturalmente echo en falta es el doblaje al castellano, claro (las anteriores entregas sí que lo tenían), pero hay que insistir una vez más en que hablamos de un producto indie y creo que bastante tenemos ya con que el juego se haya terminado con todo el contenido que trae. Al menos yo lo agradezco y lo tengo en consideración, que no os quepa duda.
De todas formas, salvo por contadas ocasiones y determinados personajes, el doblaje en inglés (el único que he oído) tampoco me ha parecido nada del otro mundo.
Dreamfall Chapters 4Y llegamos al duro momento del veredicto final. A día de hoy, febrero de 2017, el juego cuesta treinta eurazos en Steam. ¿Merece el precio que vale?
Pues yo creo que no y voy a explicaros el por qué de mi afirmación.

Como conjunto creo que el juego es bueno. Una vez que lo acabas te queda extremadamente claro que ha sido desarrollado con muchísimo cariño, con los mejores medios de los que los noruegos de Red Thread Games disponían y como mejor han sabido. De hecho, como producto indie me atrevería incluso -a pesar de mis críticas- a calificarlo de notable, sobre todo por su apartado artístico, duración, jugabilidad y lo que es la idea general en sí.

Pero los problemas que yo veo para no recomendarlo por ese precio es que se trata de un juego que no funciona por sí solo. Necesita inevitablemente que hayamos jugado a las dos partes anteriores de la historia para orientarnos en la trama y, además, a pesar de que nuestras decisiones puedan tener distintas consecuencias, no veo que sea un producto muy rejugable más allá de un par de partidas. Para mi gusto, lo correcto hubiera sido venderlo a quince o veinte euros.

A pesar de ello, si habéis jugado a The Longest Journey y Dreamfall os recomiendo -aunque a un pecio más reducido- que catéis esta tercera parte. Creo que os gustará y, aunque aún sigo viendo varios cabos sueltos, pienso que el cierre de la historia es, bajo mi punto de vista, bastante acertado tras todo lo acontecido anteriormente y os dejará un buen sabor de boca. El juego -aunque a veces se hace algo pesado- entretiene lo suficiente (que de eso se trata, ¿verdad?), disfrutaréis de las treinta horas que nos brinda y, además, está muy bien amoldado al estilo de aventuras gráficas que se llevan hoy en día.





El escaparate

Escaparate Winter

Compra más barato en IG